La guerrera que protege a los tiburones

Nakawe Project
México (Baja California Sur)

La pasión que la barcelonesa Regina Domingo tiene hacia los tiburones y otras especies marinas se contagia desde el primer segundo. La activista dirige Nakawe Project, una ONG internacional de conservación marina que actualmente trabaja en México, Costa Rica y España, aproximándose a su Maresme natal. Su objetivo es proteger y regular el uso sostenible de especies marinas amenazadas, una misión desafiante que, como ella dice, “te da una de cal y otra de arena.”

Educada por un padre con una gran conexión con la naturaleza y el océano, su vida dio un giro de 180 grados en 2010 cuando, después de hacer un voluntariado en la Fundación CRAM de Barcelona, quiso ver con sus propios ojos lo que estaba pasando con la pesca de tiburones. Desde su casa se enamoró de la Isla del Coco (Costa Rica), patrimonio de la humanidad y uno de los lugares con más presencia de su icónico tiburón martillo, pero a la vez el que más sobrepesca sufre. Allí logró hacer un segundo voluntariado en el que tanto lo negativo como lo positivo generó una pasión y una inquietud por buscar soluciones.

“Vi la belleza de estos animales, sentí la energía bajo el agua: mantas interactuando con tiburones, delfines, biodiversidad… eso fue lo que me hizo fundar una ONG, investigar y tener el coraje de empezar con este proyecto.”

Mientras navegaba en barcos de investigación, y buceaba en los puntos más recónditos de Latinoamérica, los pescadores la llamaban Nakawe, nombre de la diosa creadora de la naturaleza en la mitología Huichol de Latinoamérica. “Me pareció el nombre perfecto para el proyecto”.

Recuerda que cuando llegó por primera vez a La Isla del Coco, había cardúmenes (banco de peces) de centenares de tiburón martillo, mucha biodiversidad y biomasa de muchas especies, pero que en los últimos años, el número de tiburón martillo ha disminuido.

La principal causa es la sobrepesca, pero apunta que también hay que tener en cuenta que las temperaturas del agua están más calientes debido al cambio climático, factor que también influye en las migraciones de estas especies.

“Estamos perdiendo demasiado rápido especies que son cruciales para la cadena trófica, de la que dependemos todos. Respiramos del mar, comemos del mar. La sobrepesca es tremenda y llegará el momento del punto sin retorno. Con Nakawe Project intentamos ralentizar ese momento, dar un respiro a zonas que son de suma importancia a nivel biodiversidad para seguir desarrollando ideas.”

En 2017 se instaló en Baja California Sur, México, por el fácil acceso y la cantidad de especies altamente migratorias que atraviesan esa zona del litoral del Pacífico mexicano. 

Allí ha podido observar dos indicadores alarmantes en la extinción del tiburón martillo: el número en puertos ha disminuido en un 95% y los tiburones pescados son cada vez más pequeños. “Vamos extrayendo recursos sin parar, y a esos recursos no les da tiempo de reproducirse.”

Uno de los pilares en los que trabaja Nakawe Project es en la concienciación en el consumo. Recalca que cuando vamos al supermercado o a las pescaderías, debemos saber qué estamos comprando, de dónde proviene y qué tipo de pesca se ha usado. “Debemos priorizar el consumo de especies locales y estacionales, que se reproducen rápido, aquellos que tienen vida corta y que son de tamaño pequeño en su vida adulta”. De esta forma evitaremos el consumo de predadores y pelágicos, que rompe con el equilibrio del ecosistema.

“Es super importante informarnos de lo que estamos comiendo. Cuando veamos nombres ambiguos, generalizados, preguntemos. Y cuando hay dudas, ¡ignorarlo!”

Comer tiburón es mucho más común de lo que nos imaginamos, ya que hay más de 425 especies y en las pescaderías se les atribuye nombres que los generalizan. En España tenemos el ejemplo del cazón, que es un tiburón pequeño y el marrajo o mako, una espécie en peligro de extinción que desde 2019 se incluyó en el apéndice II de CITES, y por lo tanto su comercio internacional debería estar totalmente regulado.

A menudo, tras investigaciones realizadas por Nakawe Project, se han encontrado que se vende tiburón mako bajo el nombre de “cazón”, “pescado blanco”, “surimi” o incluso en el típico “fish and chips”.

Entre 2017 y 2019, con la investigación realizada en Baja California (México), obtuvieron datos que demostraron la comercialización de variedad de especies bajo el nombre común de cazón, que además superaban los límites legales en concentración media de mercurio.

España ocupa el primer lugar en la Union Europea en la pesca de tiburón. Se consume y se exporta, pero el estado de consumo del tiburón mako y el tiburón azul son las que más inquietan a Nakawe Project. Por ello, de entre todos su planes, en el periodo 2020-2023, Regina y su equipo tienen como objetivo reducir la cantidad de supermercados que están vendiendo estas especies en España.

“Queremos llevar a cabo un proyecto muy similar al de México, donde la investigación nos permite saber a partir de su ADN, de dónde se pesca, qué es lo que realmente se está vendiendo, qué cantidad de mercurio tienen, dónde y cómo se está distribuyendo para generar una campaña de impacto para que la ciudadanía decida no comprar ni tintorera, ni tiburón azul, ni marrajo o mako por razones ecológicas y de salud.”

El cambio positivo que ve Regina está en el cambio de la pesca hacia especies que no están amenazadas, que son más adultas. Considera que la solución no se encuentra únicamente en la política internacional o en la investigación, sino que también debe haber un cambio en el consumo, en los valores y en la educación.

Por ello, Nakawe Project se centra en varias líneas para llegar a más lugares, más especies, humanos y soluciones. Esta expansión se refleja en la incorporación de las mobulas, los marlines o los cetáceos en el proyecto o la producción del documental Game Over Fishing, que cuenta con la participación de especialistas como Sylvia Earle o los productores de Blue PlanetPlanet Earth.

Con Nakawe Experiences ofrecen, lo que podríamos llamar, safaris en el mar. Experiencias que apoyan la economía azul y concienciación, porque ¿qué mayor impacto que nadar entre estas especies en las profundidades marinas?

“Uno de los momentos más increíbles que me ha regalado la madre naturaleza, el papa océano y el universo, fue nadar en apnea en un cardumen de macarelas mientras marlines y leones marinos comían. Cada una de las especies respetando su turno para comer, compartiendo… dándote permiso para ser espectador. Es el océano en toda su intensidad. Ves la cadena trófica, como comparten una bola de carnada que está moviéndose a velocidades super rápidas y el trabajo en equipo de las sardinas, que se protegen en esa formación en bola en conjunto. La capacidad de cambiar de color de los marlines, que cuando se excitan y van a la caza, cambian el color de su piel en un segundo a rayas negras y azul eléctrico. De las cosas más bellas que he visto en la naturaleza. Salí del agua llorando, gritando, no creyendo lo que acababa de vivir, nadarlo te hace sentir parte del mar, te hace ver que hay tanto que desconocemos y como el mar nos da más inputs para que sigamos protegiendo, conociendo, explorando, amando e inspirando a más personas.”

AcciónAtlas: Echa un vistazo a todas las opciones que tienes para apoyar a Nakawe Project aquí y sigue a Nakawe Project para estar al día de todos sus proyectos e iniciativas.

Escrito por

Caitlin O'Rorke, Creadora de contenido, Atlas of the Future (10 junio 2020)

Responsable del proyecto

Regina Domingo, Directora ejecutiva

Resultados de la investigación realizada en Baja California (México)

Imágen por David Valencia

Imágen por David Sarradell

Licencia Creative Commons

Comentarios

 

Llévame a algún sitio
Cerrar
Llévame a algún sitio
Cerrar
Ley de Protección de Datos (LOPD).
En cumplimiento de lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, y de las Normas de Procedimiento aprobadas por el Real Decreto 1720/2007, de 21 de diciembre, a los subscriptores de Atlas of the Future se les pueden solicitar datos de carácter personal, que se incorporarán en un fichero cuya responsabilidad es de Democratising The Future Society SL. Este fichero será incorporado debidamente en la Agencia Española de Protección de Datos en cumplimiento con las medidas de seguridad establecidas en la normativa vigente. Los suscriptores pueden ejercer en cualquier momento sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en relación con sus datos personales. Podrán hacerlo por correo postal enviando un escrito a Democratising The Future Society SL, Ref. LOPD, Calàbria, 10, 6-3 08015 de Barcelona (España) y/o por correo electrónico, haciendo clic aquí. Además, el subscriptor deberá comunicar a Atlas of the Future cualquier modificación de sus datos personales, para que la información almacenada por Atlas esté siempre actualizada y no contenga errores.
Cerrar
The future of education explained
by 7 of the world's most inspiring experts
Discover the online event
Fixing the future - Education edition
Sign up for our weekly newsletter