“Robociclando” un mundo sin residuos

AMP Robotics
Estados Unidos (Colorado)

Bienvenidos al futuro del reciclaje. ¿Un robot que puede diferenciar una botella de Coca-Cola de una de Pepsi? Solo podría ser más impresionante si se disculpara cada vez que fuera Pepsi.

 

En un laboratorio de Louisville, Colorado, los pioneros en inteligencia artificial y robótica AMP Robotics están modernizando la infraestructura del reciclaje recuperando materias primas. Y lo están haciendo con robots que utilizan el mismo tipo de lógica y percepción que los seres humanos.

“Cuando era niño, me fascinaban los Transformers, los dibujos animados de los sábados por la mañana como los Supersónicos y las historias de robots de Isaac Asimov.” Matanya Horowitz

Cada año, a nivel mundial, se dejan perder más de 200 mil millones de dólares en materiales reciclables que no se recuperan. El papel, el plástico y el metal acaban muchas veces en los vertederos. Pero AMP Robotics está automatizando el proceso para que esto no suceda. Su tecnología recupera materiales, envases y embalajes para el procesamiento de materias primas, 24 horas al día, 7 días a la semana, a una velocidad sobrehumana.

El amante de la robótica Matanya Horowitz formó esta compañía de Colorado en 2014 con la misión de reinventar la economía del reciclaje.

Y al igual que los Transformers que cambian de forma, Horowitz está convirtiendo la basura en algo de valor. Optimus Prime estaría orgulloso de él.

Mientras cursaba un doctorado en Caltech, Horowitz participó activamente en varios desafíos militares de DARPA para desarrollar mejores brazos robóticos y robots humanoides que pudieran realizar tareas similares a las de los humanos en situaciones peligrosas. “Estas experiencias me dieron una visión más profunda de la sofisticación del comportamiento humano”, explica. “Vi lo poderosa que se estaba volviendo la visión por ordenador y comencé a buscar aplicaciones industriales donde estas tecnologías pudieran ser más útiles.”

El reciclaje era lo más adecuado para Horowitz por varias razones. Entre otras, porque “nadie más estaba trabajando en ello”. Supo que la industria estaba lista para el cambio después de visitar una instalación de recuperación de materiales y ver lo exigentes y derrochadores que pueden ser los procesos. “Resolver los desafíos significó abordar una necesidad crítica y no satisfecha que combinaba mi pasión por la visión por ordenador y la robótica con el deseo de ayudar al medio ambiente.”

Matanya Horowitz

La tecnología de inteligencia artificial de AMP aplica visión por ordenador y aprendizaje profundo para que los sistemas robóticos de alta velocidad puedan identificar y diferenciar con precisión los materiales reciclables que se encuentran en el flujo de desechos, de la misma manera que lo hace un ser humano. Los algoritmos de aprendizaje automático son tan buenos que pueden clasificar por color, patrón, tamaño, forma, opacidad y marca, e incluso almacenar datos.

Para poder identificarlos, al software se le han mostrado millones de imágenes de los elementos que sus robots podrían encontrar, lo que significa que incluso pueden decirte cuántos de los vasos de café son Starbucks, con una tasa de precisión del 99%.

El sistema AMP se está implementando actualmente en América del Norte, Asia y Europa, con su instalación más reciente en España. En 2020, la compañía recibió el premio Impact 20 de Fortune, el reconocimiento AI 50 de Forbes i el World’s Most Innovative Companies de Fast Company’s. Solo durante ese año, AMP identificó y clasificó su mil millonésima pieza de material durante un período de 12 meses, lo que representa una métrica ambiental significativa en la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero en aproximadamente medio millón de toneladas métricas.

Para darte una idea de cuánto es eso (y sigue siendo una noción abstracta para la mayoría de nosotros), una tonelada de dióxido de carbono es la emisión promedio de un pasajero en un vuelo de París a Nueva York. El automóvil estadounidense promedio emite alrededor de siete toneladas de CO2 al año y los Estados Unidos en su conjunto, más de siete mil millones de toneladas; y en todo el mundo, casi 30 mil millones de toneladas.

En 2020, AMP también presentó un programa para hacer que la inteligencia artificial y la robótica fueran más asequibles que nunca y cerró su acuerdo más grande hasta la fecha con los servicios de Waste Connections para implementar 24 sistemas de robótica guiada por inteligencia artificial en múltiples ubicaciones de los Estados Unidos.

Comenzaron este 2021 con 55 millones en fondos para acelerar la innovación. “El nuevo capital también apoyará nuestra expansión a nuevos mercados, a nivel nacional e internacional, en toda la cadena de valor de la gestión de residuos, incluidos los productores y las empresas de bienes de consumo envasados para ayudarles a alcanzar sus objetivos de reciclado y sostenibilidad.”

La demanda de la tecnología de inteligencia artificial y robótica de AMP se ha acelerado recientemente, y han constatado un aumento significativo de los pedidos y en el interés en implementar su tecnología a gran escala. Desde el inicio de la COVID-19, las empresas han recurrido a la automatización para mantener seguros a los empleados en medio de los requisitos de distanciamiento social y sortear la escasez de mano de obra. Una solución: dejar que los robots hagan el trabajo.

Hoy en día también vemos crecer las ventas de cápsulas de café a medida que los consumidores se quedan en casa. Esto crea más material que puede convertirse en un nuevo embalaje. “Nuestra tecnología puede reconocer y recuperar material tan pequeño como un tapón de botella y tan único como una cápsula de café Keurig Dr Pepper a partir de flujos de materiales complejos para que estos materiales tener otra vida productiva en la economía”, dice Horowitz.

AMP quiere amplificar el mensaje de que el reciclaje es más saludable de lo que muchos podrían creer, y la tecnología solo lo está haciendo más fácil. “Es un momento emocionante para la industria y, con suerte, las personas continuaran sintiendo que vale la pena poner de su parte para reciclar correctamente. El reciclaje es una parte clave del ecosistema de gestión de residuos / materiales, pero no es la única solución para grandes problemas como el cambio climático.”

Horowitz añade que un artículo reciente en The Atlantic lo expresa bastante bien: “la gente debe mantener vivo y activo su entusiasmo por el reciclaje, pero no debe detenerse ahí”. En otras palabras, además de reciclar, asegúrate de priorizar la reducción y la reutilización.

AcciónAtlas: Consulta más información sobre cómo AMP Robotics está reinventando el reciclaje aquí.

Enviado por

Lisa Goldapple, Editor-in-Chief, Atlas of the Future

(08 febrero 2021)

Responsable del proyecto

Matanya Horowitz, fundador y CEO

Apoya al Atlas

Queremos que la web del Atlas of the Future y nuestros eventos sigan disponibles para todos, en todas partes y para siempre. ¿Quieres ayudarnos a difundir historias de esperanza y optimismo para crear un mañana mejor? Si puedes ayudarnos, te agradeceremos cualquier donación.

Licencia Creative Commons

Comentarios

 

Llévame a algún sitio
Cerrar
Llévame a algún sitio
Cerrar
Ley de Protección de Datos (LOPD).
En cumplimiento de lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, y de las Normas de Procedimiento aprobadas por el Real Decreto 1720/2007, de 21 de diciembre, a los subscriptores de Atlas of the Future se les pueden solicitar datos de carácter personal, que se incorporarán en un fichero cuya responsabilidad es de Democratising The Future Society SL. Este fichero será incorporado debidamente en la Agencia Española de Protección de Datos en cumplimiento con las medidas de seguridad establecidas en la normativa vigente.Los suscriptores pueden ejercer en cualquier momento sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en relación con sus datos personales. Podrán hacerlo por correo postal enviando un escrito a Democratising The Future Society SL, Ref. LOPD, Calàbria, 10, 6-3 08015 de Barcelona (España) y/o por correo electrónico, haciendo clic aquí. Además, el subscriptor deberá comunicar a Atlas of the Future cualquier modificación de sus datos personales, para que la información almacenada por Atlas esté siempre actualizada y no contenga errores.
Cerrar
Sign up for our weekly newsletter